Seguidores

sábado, 2 de julio de 2011

Venga, venga, no llores. Me digo a mi misma.
Venga, respira hondo, no puede ser tan malo, venga sonríe.
Si, sí es tan malo, lo has perdido...

2 comentarios:

  1. Me gusta tu entrada :) UN ABRAZO!
    Y ya sabes, un mal día solo dura 24 horas.

    ResponderEliminar